Vestido celeste para tripitas crecientes

Una amiga nos pidió un vestido especial para regalar a una futura mami: había visto el diseño que habíamos confeccionado para una de nuestras mamis favoritas y le había encantado. Después de hablar con ella para concretar los detalles del diseño, agarramos los patrones, las tijeras, el hilo y la aguja y, voilà, aquí tenéis el último vestido para una embarazada que ha salido de nuestro taller.

Para este diseño hemos elegido un bonito escote redondo y manga francesa, perfecto para los días de primavera que tenemos a la vuelta de la esquina. Lo hemos confeccionado en punto de viscosa en color celeste, un tejido natural que nos encanta por su preciosa caída y su movimiento, y lo hemos pintado a mano para conseguir una pieza alegre y única, salpicada de pequeñas explosiones de color. Y lo mejor de este diseño es que sienta fenomenal con y sin tripita 🙂

¡Esperamos que os guste!

 

Shibori

El shibori es una antigua técnica de decoración de tejidos japonesa que consiste en reservar espacios antes de teñir la prenda mediante diferentes sistemas como plegados, cosidos o atados. Los Reyes Magos nos han regalado un libro para seguir ampliando nuestros conocimientos sobre esta técnica, como os contamos aquí, aunque anteriormente ya habíamos utilizado el shibori para realizar algún trabajo. Las posibilidades de estas técnicas son casi infinitas, ya que pequeñas variaciones en la manera de plegar o en la distancia entre las puntadas, por ejemplo, hacen que los resultados finales sean muy diferentes.

Para empezar a enseñaros todo lo que se puede hacer con el shibori, hemos elegido este fular de seda 100% en el que hemos reservando espacios con cosidos, es decir, con la técnica llamada shibori kawamaki. Mediante los cosidos conseguimos que sólo determinadas partes del pañuelo queden expuestas al tinte, y además logramos una textura rizada en la seda única. ¡Esperamos que os guste!

shibori03

Lana y seda

Seguimos con nuestras propuestas para abrigarnos y para poner una nota de color en los días oscuros del otoño. Hoy os presentamos cuatro modelos de bufandas tejidas con un 70% de seda y un 30% de lana merino (no hay nada como los tejidos naturales), muy calentitas y muy agradables, pintadas como siempre a mano con mucho cariño.

El vestido de Julia

Tenemos un pequeño baby-boom a nuestro alrededor, y nos alegra poder confeccionar originales vestidos para que los luzcan todas estas embarazadas tan guapas.

En esta ocasión os presentamos el vestido que hemos diseñado para Julia, con un escote cuadrado y una abertura frontal con cuatro botones para que lo pueda usar durante el embarazo y también en la lactancia. Nuevamente hemos utilizado un punto de viscosa (nos encanta este tejido, tiene una caída preciosa) en un bonito tono morado, tal y como nos pidió la receptora del vestido. Y para hacer de este vestido una prenda única, hemos pintado a mano una medusa en blanco y verde esmeralda, que nos recuerda algunos buenos momentos que hemos pasado con Julia en las profundidades marinas.

¡Esperamos que os guste!

Tiempo de fulares

¿Os habéis dado cuenta que cuando empieza el frío huele diferente? El otoño ya está aquí, y nos trae muchas sensaciones agradables: escuchar cómo crujen las hojas caídas al pisarlas, saltar sobre los charcos con botas de goma, o sentirnos reconfortadas al abrigarnos. Para estos primeros días de frío nada mejor que este fular de gasa de algodón, con un tacto muy agradable, pintado a mano en tonos azules, grises y amarillos.

Un vestido para una futura mamá

Las embarazadas irradian una belleza especial y es una alegría para nosotras poder vestirlas con nuestros diseños. En esta ocasión hemos confeccionado un vestido en un punto de viscosa en color crudo, con un corte tipo imperio y un bonito escote redondo. Lo hemos pintado a mano, en tonos frambuesa, lila, salmón, verde primavera, celeste y azul plomo, en una explosión de color vista a través de un caleidoscopio.

Vuelta al cole

Os presentamos una mochila muy especial que acompañará a una persona muy especial en sus primeros días de clase de este curso. Está confeccionada en loneta de algodón 100%, un tejido muy resistente capaz de soportar las intensas jornadas escolares, con unas bonitas franjas en verde lima y blanco. Además, hemos hecho de ella una pieza única y exclusiva, estampando unas alegres mariposas y pintando el nombre de la dueña.

¿Os gusta? ¿Queréis una mochila personalizada para vosotros?